Este artículo forma parte de un Especial GDPR en el que te aclaramos, con preguntas y respuestas, algunos puntos críticos de la implantación de la directiva. Y, si lo necesitas, te ofrecemos una auditoría gratuita de tu negocio sobre esta directiva.

¿Qué hacer si retiran el consentimiento?

Sencillo: si se retira el consentimiento, ya no se pueden tratar los datos. Una vez retirado el consentimiento, debes garantizar el borrado de los datos a menos que exista otro fundamento jurídico para tratarlos (por ejemplo, requisitos de conservación o en la medida en que sea necesario para cumplir el contrato).

Si los datos se estaban tratando para varios fines, no se pueden utilizar los datos personales para la parte del tratamiento para la que se haya retirado el consentimiento o para cualquiera de los fines, en función de la naturaleza de la retirada del consentimiento.

Ejemplo

Por ejemplo, la empresa de Charo proporciona un boletín informativo en línea. Su cliente da su consentimiento para suscribirse al boletín informativo en línea, lo que a Charo le permite tratar todos los datos sobre sus intereses con el fin de elaborar un perfil sobre los artículos que consulta. Un año después, el mismo cliente le informa de que ya no quiere recibir el boletín informativo en línea. Charo deberá borrar de su base de datos todos los datos personales relacionados con esa persona que haya recopilado en el contexto de la suscripción al boletín informativo, incluido el/los perfil/es relacionados con esa persona.

Te ayudamos

¿Todavía no has aplicado la GDPR a tu negocio? Aunque has dado los primeros pasos, ¿piensas que todavía necesitas ayuda para implantarlo correctamente? ¿Has tenido una mala experiencia y quieres confirmar que, efectivamente, cumples GDPR? Es importante valorar cada caso individualmente, por eso te ofrecemos una auditoría gratuita (y sin compromiso) en GDPR. Contacta con nosotros por mail o por teléfono.